Lunes, 6 de julio de 2015

MENU

ANCAP y el diario del lunes

noticias-telescopio-ancap

Foto: Mikael Miettinen under CC BY License

El 28 de junio próximo pasado José Mujica declaró a El Observador: “Con el diario del lunes acá son todos crá”. El ex Presidente no dudó en defender la gestión de Raúl Sendic en Ancap “Acá no hubo ninguna irregularidad. Si se hizo mal alguna cosa, el costo son chirolas. El problema es que tenemos una economía dolarizada y las deudas que se contrajeron a $ 19 por dólar ahora se multiplicaron”.

Nosotros entendemos, en cambio, que la gestión de Ancap ha sido puesta en tela de juicio desde siempre por algunos sectores  políticos. tweet

Pedro Bordaberry planteó la preocupación por el tema en diversas instancias. El 3 de abril de 2013 lo hizo en ocasión de la  interpelación al ministro Lorenzo sobre déficit, inflación y retraso cambiario. Ese mismo mes en la Comisión de Industria del Senado solicitó al entonces ministro Roberto Kreimerman y al entonces presidente de Ancap Raúl Sendic, algunos  contratos entre Ancap y Alur. El legislador  denunció que en forma retroactiva se habían modificado negocios de compra de biocombustibles (modificándose el plus sobre costos operativos de Alur de 5% a 35% para 2010,  15% para 2011 y que se había asegurado un plus de 10% para el año 2012.

El 21 de octubre de 2013, el senado aprobó por unanimidad una moción presentada por Bordaberry y Heber llamando a sala al ministro de industria y energía (por regasificadora, Ancap, Alur y Ute). Los contratos solicitados siguen  sin aparecer hasta el día de hoy

En mayo de 2014 Raúl Sendic (que había renunciado  a la Presidencia de Ancap en octubre de 2013 para dedicarse a la campaña política), atribuyó la pérdida  de Ancap 2013 al aumento de cotización de la moneda estadounidense.  “Si el dólar hubiera evolucionado al revés, Ancap hubiera tenido esa misma ganancia”, terminó declarando en Subrayado.

El mismo mes, el entonces vicepresidente Astori advirtió en El Espectador (refiriéndose al balance 2013 de Ancap): “Para analizarlo con seriedad es absolutamente imprescindible estudiar primero la composición de los factores que llevaron a este resultado. Creo que explicarlo solamente por la simple variación de precios puede conducir a conclusiones erróneas. No lo estoy afirmando, pero habría que hacer un análisis de la composición de ese resultado, más que del nivel de la composición, para tener una idea más rigurosa de cuál es la explicación

Consecuentemente, en agosto de 2014 legisladores de Vamos Uruguay solicitan una Comisión Investigadora sobre la situación económica y financiera de Ancap. Los legisladores del Frente Amplio argumentan que la misma no es necesaria y votan negativamente, impidiendo su conformación.

A mediados de abril de 2015, Pablo Abdala promueve la convocatoria de la ministra Carolina Cosse al Parlamento.  En junio, el legislador declara: “Es irónico si no fuera trágico, que se diga que Ancap está más fuerte y que se capitalizó porque en realidad se descapitalizó. El dólar incide porque hay un endeudamiento descontrolado. Hay falta de flujo de caja. Son cifras escandalosas”.

En junio un tuit de Esteban Valenti expresa con franqueza: “Si el desastre de Ancap lo hubieran hecho blancos o colorados, estábamos a los gritos”. El Senador Alvaro Delgado anuncia llamado a la Comisión al directorio de la empresa y a la ministra de Industria y Energía.

El 23 de junio la Asamblea Representativa de la Federación Ancap emite un comunicado expresando “su profunda preocupación por la presente situación que supone un duro golpe a la principal empresa del país” y señala entre otros conceptos el “fracaso en la gestión” y “el desconocimiento del peso de la gestión de las empresas del grupo Ancap en el resultado económico” y solicita “la remoción tanto a nivel de autoridades del Comité de Dirección como de las autoridades políticas”.

 El 1 de julio, en su comparecencia en la Comisión de Industrias de Diputados, la ministra Carolina Cosse anuncia una batería de 10 medidas que mejoraría el resultado operativo en 215 millones de dólares, bajando la pérdida de Ancap en 2014 a 50 millones de dólares. Las principales medidas del plan se resumen en rebaja del stock de combustibles y petróleo de 60 a 30 días, nueva política de contrataciones e inversiones, rebaja del gasto en publicidad, retornos esperados de las inversiones de la fábrica de cemento, mejor manejo de los deudores incobrables y un plan de reconversión de deuda.

Del análisis de esta cronología deberíamos concluir que no todos los actores políticos han hablado con el “diario del lunes”. No obstante, al día de hoy existe una clara mayoría  que considera que Ancap está en una delicada  situación que requiere de un urgente plan para equilibrar las cuentas. tweet

Repasemos a continuación cuales son los verdaderos factores que han llevado a esta  empresa pública uruguaya monopólica a tener el déficit más alto de su historia.

noticias-telescopio-ancap2

Foto: Michael Cavén under CC BY License

1. Ancap y su déficit financiero

El déficit global consolidado del sector público pasa de representar el  1,8 % del PBI en 2004 al 3,5 % en 2014 (luego de años de bonanza). El mayor déficit de Ancap explica un 35% de este deterioro (que asciende a 0,6% del PBI).

Desde el año 2006, Ancap ha cerrado todos los años con déficit financiero (de caja) y acumulado  969 millones de dólares. tweet

Los egresos por inversiones (en activo fijo), no explican el deterioro. En efecto los egresos financieros por inversiones pesaron 0,27% del PBI durante el último período de gobierno (2010-2014); nivel similar al ejecutado 2001-2004 (abarcando años de crisis) y superior al  nivel del primer gobierno del FA (0,15% del PBI).

2. Ancap y sus pérdidas económicas

Desde un enfoque económico (que considera la depreciación de las inversiones en lugar del monto de las mismas para llegar al resultado), Ancap genera pérdidas contables en 6 de los 10 años que van de 2005 a 2014, acumulando en los dos  últimos ejercicios cerrados una pérdida del entorno de los 500 millones de dólares.

En los años 2004 y 2005 ANCAP por cada 100 pesos de ingreso (operativo neto), ANCAP ganaba 5 pesos. En 2013 por cada 100 pierde 6. Y en 2014  pierde 14 cada 100. tweet

Resumiendo, en 10 años el resultado neto de Ancap se deteriora en una cifra equivalente al 19% de sus ingresos operativos netos. tweet

 3. Ancap y su resultado bruto

El resultado bruto surge de restar a los ingresos operativos netos (ventas netas menos impuestos y aportes a fideicomisos del transporte y de eficiencia energética) el costo de los bienes vendidos (sin gastos de administración, ventas, diversos, financieros, extraordinarios ni impuesto a la renta).

El resultado bruto (en los balances individuales) pasa de representar un 18% de los ingresos operativos netos en 2004 y del 16% – 15%  en 2005  2006 a bajar hasta el 4% en 2011, 5% en 2012, 6% en 2013 y 4% en 2014.

El deterioro del resultado bruto sobre ingresos que explica 12 de los 19 puntos de deterioro de la rentabilidad de Ancap entre primer año de gobierno del Frente Amplio (2005) y  el fin del segundo gobierno del Frente Amplio (2014).

Aclarar las causas de este deterioro (del cual poco se habla), nos permitirá poner foco en las verdaderas causas del problema y no en las consecuencias.

4. Ancap y Alur

Ancap paga etanol y biodiesel a Alur a precios muy superiores al precio internacional más los gastos de internación. A título de ejemplo ha pagado etanol a más del triple del precio internacional (más de 2.000 dólares por m3). Esto ha generado sobrecostos que estimamos en el orden de 48 millones de dólares 2012 en 2012 y 64 millones de dólares en 2013. Considerando las proyecciones de producción de biocombustibles que se difundían en la página web de Alur en 2013 podía proyectarse a partir de 2015 un sobreprecio de 187 millones de dólares  (de mantenerse los distintos parámetros).

Estos sobreprecios inciden directamente en el margen bruto de Ancap. tweet

Una larga la lista de préstamos, avales, fianzas, condonaciones y capitalizaciones de Ancap a ALUR completa una relación que compromete a Ancap en centenas de millones de dólares (como surge de las notas a los estados contables del ente que ocupan varias páginas).

5. Ancap y la fabricación de portland

De los estados contables surge que la división portland explica un 8.7% de las pérdidas del año 2014.

6. Ancap y sus gastos de administración y ventas

Los gastos de administración y ventas pasan de 92 millones de dólares en el año 2005 a 242 millones de dólares en el año 2014 (pasando de representar el 7% a un 10% de los ingresos operativos netos, a pesar del fuerte aumento de los mismos).

Según surge de los propios estados contables del ente, el número de funcionarios de Ancap pasa de 2.169 en 2005 a 2.929 en 2014 (creciendo un 35%). Otro gasto que crece desmesuradamente es el gasto en propaganda.

Según el diputado Pablo Abdala, los honorarios y contratos de servicios crecieron un 40% en 2014 (respecto al año anterior) llegando a 85 millones de dólares.

Pasadas las elecciones, tanto Astori (hace unos meses) como Cosse (en su última comparecencia) reclaman  “ser más cuidadosos con algunos gastos y contrataciones e inversiones”.  

7. Ancap y las depreciaciones

Las depreciaciones de activo fijo del estado de resultados (individual) de Ancap (que reflejan la pérdida de valor de  la inversión y no su monto) muestra la siguiente evolución (como % de los ingresos operativos netos): 2,7% en 2004; 2,4% en 2005; niveles de entre 1.3% Y 2% entre 2006 y 2013 y de 2,3% en 2014

Estos datos confirman que las inversiones en activo fijo no determinan en términos económicos un deterioro en el resultado del ente. tweet

 8. Ancap y las diferencias de cambio

Las diferencias de cambio explican una parte importante del deterioro del resultado de  Ancap en 2013 y 2014.

Pero en años anteriores impactaron positivamente. Entre los cierres de los balances 2004 y 2012 el dólar bajó de 26,38 a 19.40.

El tipo de cambio al cierre del año 2014 (24,37), sigue siendo inferior al tipo de cambio al cierre de 2004 (26,38). Por lo tanto, considerando los últimos 10 años, el efecto de la diferencia de cambio termina siendo positivo. Sin embargo Ancap pierde en seis de los diez años (que van de 2005 a 2014).

9. Ancap y su endeudamiento

Los estados contables consolidados de Ancap nos muestran que el endeudamiento  de Ancap pasó de 331 a 2.170 millones dólares entre el 31 de diciembre de 2004 y el de 2014.

O sea que la deuda total se multiplicó por 6,5 mientras que los ingresos operativos netos del ente, en el mismo período, se multiplicaron por poco más de 2 (medidos en la misma moneda). tweet

Mientras tanto, la posición neta en dólares (activos menos pasivos en dólares) de Ancap pasa de ser pasiva en 110 millones a ser pasiva en 1.234 millones de dólares en 2014.

Es este aumento de endeudamiento que es el determinante de un nivel tan alto de diferencia de cambio (en los últimos 2 años) y que generó importantes ganancias en años anteriores (cuando el dólar bajaba).

El salto hubiese sido mayor, de no haber sido por la cancelación anticipada el 2 de enero de 2013 de 517 millones de dólares de deuda con PDVSA  con préstamo del MEF (en unidades indexadas). Esta operación que en el corto plazo puede resultar beneficiosa para Ancap (mientras dure la depreciación de la moneda nacional), será más costosa en una visión de mediano y largo plazo (por ser los costos financieros asociados más bajos que la tasa de los préstamos de PDVSA). Además el necesario repago de esta y nueva deuda a refinanciarse próximamente, terminan agregando un plus al precio futuro de los combustibles.

A pesar de esta reciente cancelación anticipada de deuda, la deuda con PDVSA ha vuelto a crecer rápidamente. El presidente de Ancap José Coya anunció en su comparecencia en la Comisión de Industria de diputados, que el endeudamiento por compra de crudo con Venezuela está actualmente en 496 millones de dólares (al término del último convenio).

10. Ancap y su patrimonio

Entre 2012 y 2014 el patrimonio neto (del estado consolidado) de Ancap pasa de 1.140 a 424 millones de dólares (sin haber habido aportes a rentas generales) como consecuencia de las pérdidas acumuladas y de la caída del valor del activo fijo medido en dólares.

El endeudamiento total pasa de representar el 74% del patrimonio en 2004 a ser 5 veces el patrimonio  2014.

11. Ancap y los compromisos del MEF

En los estados contables 2013 de Ancap, se explicitaba el compromiso, según nota recibida del Ministerio de Economía de fecha 29 de julio de 2014, a efectos de justificar un activo por impuesto a la renta diferido: “Si bien ANCAP ha tenido pérdidas contables en el último ejercicio, se entiende que esta situación se revertirá a partir de una política de precios que determina la estabilización en el corto plazo del margen bruto en torno al 15%” (comprometiendo inicialmente un nivel de 8% en 2014 y de 13% en 2015). En lugar del 8% el margen bruto 2014 fue del 4% (la mitad).

En buen romance el MEF comprometió un ajuste tarifario que se retrasó en 2014 (año electoral). tweet

 12. Ancap y la batería de medidas anunciadas

El plan anunciado mezcla medidas con impacto financiero con medidas con impacto económico y financiero.

A título de ejemplo la medida anunciada de rebajar los stocks de combustible y petróleo impacta básicamente en el déficit financiero (y por una sola vez). La disminución de inversiones solo impacta en lo financiero (para impactar significativamente en lo económico deberían mantenerse niveles muy bajo de inversión por bastante tiempo).

Otras medidas de rebaja de gastos (que compartimos) no parecen ser suficientes para alcanzar las mejoras anunciadas en el resultado económico.

Otras (como los retornos de las inversiones en la fábrica de cemento) deberían cuantificarse con más precisión (en un escenario que no parece ser el mejor para sectores proveedores de la industria de la construcción).

El plan de reconversión de deuda puede generar esta vez un verdadero alivio financiero (dada la cotización de la deuda venezolana) pero pesificar la deuda es una medida más costosa (en una visión de mediano y largo plazo).

13. Ancap la política y la paramétrica

Tras la última comparecencia en la Comisión Carolina Cosse dijo que el presidente de Ancap Coya “ha marcado que en el período 2011-2014 no fueron recogidos en la paramétrica de Ancap U$S 800 millones”.

El propio ex director de Alur Leonardo de León declaró que el MEF no permitió incorpora algunos costos en la paramétrica de combustibles.

Con las poca información disponible, nos parece que Ancap está más lejos de lo que indican las distancias del mercado contra las referencias paramétricas.

Se nos plantean las siguientes dudas:

  • ¿Cuál ha sido el impacto en los costos de Ancap de la sustitución de petróleo por biocombustibles (tema que va más allá del estudio de los sobre costos con respecto a la paridad de importación)?
  • ¿A qué niveles de precio conviene sustituir petróleo por  biocombustibles?
  • ¿La paramétrica ha considerado el impacto de sustitución de petróleo por biocombustibles?
  • ¿Qué costos no reconoce la paramétrica?
  • ¿Está actualizada a otros cambios que  habidos en la estructura de costos de Ancap?

Responder estas y otras preguntas y acordar un plan de acción eficaz, transparente y compartido, que recomponga los equilibrios perdidos, con una visión que abarque el mediano y largo plazo, resulta impostergable para Ancap y para el país.

Alvaro Rossa

Autor: Alvaro Rossa

Contador Público (UdelaR). Asesoramiento y gerenciamiento de empresas. Subsecretario de Economía y Finanzas (Ago.2003-Mar.2005). Negoció la condonación de deuda con Francia para financiar la creación del Instituto Pasteur de Montevideo. Integró su Primer Consejo de Administración. Lideró desde el MEF, el proceso que culminó con la de instalación de Botnia en Uruguay. Trabajó en la D.G.I en Fiscalización, Organización y Métodos y luego como Coordinador de la Asesoría Económica entre 1990 y 2003. Participó en dicho período de la Programación Financiera del Sector Público.

  • dependiente

    Sube el petroleo, baja el dolar… Ancap pierde dinero, baja el petroleo, sube el dolar….Ancap pierde dinero. Esta empresa apoya los biocombustibles y paga precios por encima de mercado. Llega el año electoral y contrata empleados y servicios al por mayor. Esta ex empresa no sube el combustible para que no suba la inflacion, no baja el combustible para no perder mas dinero. A QUE SE DEDICA!!!!! para quien trabaja???. Ahora cuando negocia con Venezuela consigue quitas en su deuda de 38% y los venezolanos porque no venden en el mercado al 15% de descuento esos papeles contra Uruguay. Es curioso esto!!! Es que Papa Noel y los Reyes Magos son bolivarianos. Cuando vamos a averiguar como se logran estas ventajas contra otro pueblo latinoamericano.

  • Termo y Mate

    Uno de los mejores artículos que he leído.

  • javier

    Este articulo no cuenta cuanto fue el imesi recaudado por concepto de combustibles (que en efecto va todo a la misma caja que el deficit), no mide las calidades de combustible y su efecto en los usuarios. Es una analisis financiero propio de un contador y no un analisis real. Estoy de acuerdo en q el efecto Alur es muy fuerte y probablemente haya sido un despilfarro injustificado en un analisis de verdad (no este). Si mirás a Ancap como si fuese una empresa privada que busca rentas vas por mal camino; es una empresa publica al servicio de la economia nacional

  • dependiente

    si no medís contra nada estándar, si no tienes un espejo al que mirar, cualquiera puede venir mañana y decir que estaba luchando por un mundo mejor. Es un análisis de un balance echo por un cr. El imesi no es propiedad de ancap, es como el iva son del Estado, si fuera privada la pagaria igual, capaz seria bueno recomendarle que los evadiera asi ganaría dinero (donde escuche q este país esta lleno de impuestos). Estaría bueno y espero una nota que me diga cuanto sale el fideicomiso del punto 3 y no solo cuantos funcionarios y contratos de servicios contrató siendo una empresa pública al servicio de la economía del país.