Miércoles, 10 de junio de 2015

MENU

Figueredo y la AUF

Eugenio Figueredo (Photo: EFE)

Eugenio Figueredo (Photo: EFE)

Nada es perpetuo

Hasta hace poco más de diez días, la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF), en bloque con las nueve restantes asociaciones que integran la Conmebol (Confederación Sudamericana de Fútbol), se iba a pronunciar por el entonces bueno de Sepp Blatter, como presidente de FIFA, para que continuara en su cargo.

Hoy la situación es bien diferente. Blatter renunció, tras su reelección de pasado 29 de mayo, pero sin el voto de la AUF y siete dirigentes de la FIFA, incluido el uruguayo Eugenio Figueredo, fueron detenidos, en Zúrich, por la policía helvética, a pedido del FBI, acusados, entre otros delitos, de recibir sumas de dinero en concepto de sobornos para digitar las sedes de los campeonatos del mundo.

Hagamos memoria

En el no tan lejano invierno austral de 1997, Eugenio Figueredo se convirtió en Presidente de la AUF, posición en la que se mantuvo hasta julio de 2006, fecha en la que renunció, por: “La proscripción de mi persona por parte del Ministro de Turismo y de Deportes, mediante su intervención directa y personal en diferentes medios de prensa y televisión“, según detalló el propio Figueredo en su carta de renuncia. Casualmente casi ocho años después, y de la misma forma es decir tras renunciar a su cargo Sebastián Bauzá, se marcharía de la AUF. El común denominador en ambos casos fue que el Gobierno les soltó de la mano.

Eugenio dejó su obra en la AUF.

Durante su mandato, Óscar Tabárez fue designado como entrenador de la selección nacional, quien aún se mantiene en su cargo y se erigió el complejo Uruguay – celeste, de uso exclusivo de todas las selecciones nacionales. Cierto es que FIFA tuvo mucho que ver en esto con la inyección económica mediante el Programa Gol al Futuro del cual FIFA hizo su aporte de dinero. Asimismo este año la AUF logró también un apoyo de USD 5 millones, de parte de FIFA, para que los clubes inviertan en mejoras en infraestructura.

También, durante el período de conducción de Figueredo, había llegado a la conducción de la selección nacional, Daniel Alberto Pasarella, en 1999, acción que fue avalada por Francisco Casal.

Con Figueredo como presidente. la AUF concedió los derechos televisivos, de la selección nacional, a la firma Tenfield, de la que Casal es dueño, por USD 50 millones, por diez años, por más que hubo una oferta superior, de la empresa Bersabel por USD 82 millones, la que no fue aceptada en la Asamblea de clubes.

El 25 de noviembre de 2001, Uruguay ganó a Australia 3-0 y logró la clasificación a la Copa del Mundo de Corea – Japón de 2002, ya sin Pasarella en el banquillo. Nadie olvidará la leyenda en el tablero electrónico de la Tribuna Colombes: “Gracias Paco”.

Fue Figueredo también quien designó a Juan Pedro Damiani y al Economista Eduardo Ache, actuales titulares de Peñarol y Nacional, respectivamente, como delegados por la AUF, en el Congreso en FIFA, en el año 2006.

Casi una década después, los mismos Damiani y Ache, estaban en Zurich en el Congreso de FIFA que reeligió a Blatter como presidente, el pasado 29 de mayo. No en vano Juan Pedro Damiani integra la Comisión de Ética de FIFA, en calidad de miembro del órgano de decisión, y su par tricolor la Comisión de Seguridad e Integridad.

Blatter en Uruguay

 En junio de 2012, bajo la égida del Dr. Sebastián Bauzá en la AUF, el ahora ex presidente de FIFA Joseph Blatter estuvo en Uruguay y participó del festejo de los 150 años de fundación de la ciudad de Nueva Helvecia. La breve estancia de don Sepp se fue entre agasajos, discursos, y también loas: “Le deseamos largos años, larga vida y largo compromiso con esta parte de América”, le dijo el por entonces presidente de la República, José Mujica, al principal de FIFA, Un par de años después, el mandatario uruguayo defenestró a toda la plana de FIFA, luego de conocerse la sanción de este organismo al futbolista uruguayo Luis Suárez.

El fin del principio

Y nada es perpetuo. En 2013, Peñarol encabezó una lista de siete clubes uruguayos (Nacional se abstuvo), que entabló una denuncia penal contra la Conmebol, donde por ese tiempo Figueredo era vicepresidente.

Y nada es perpetuo. El “matrimonio” Figueredo – Casal, también tuvo su divorcio. También en 2013, a raíz de la puja de Casal en hacerse de los derechos de TV, de los torneos continentales. Eran los tiempos en los que el ex presidente de Huracán Buceo, era vicepresidente de la Conmebol.

Casi dos décadas después de su llegada a la AUF como presidente, tras su detención en la Confederación Helvética, hay quienes se vanagloriaron con la caída de Figueredo y aprovechan para golpearle en el suelo. Muchos de los que antes lo abrazaron, fueron sus socios, y sus amigos.

Y… es que nada es perpetuo.

 

 

Gustavo Martín

Autor: Gustavo Martín

Contador Público, Universidad de la República. Entre 2010 y 2014 fue Coordinador Administrativo del Proyecto Mercosur Libre de Fiebre Aftosa, Proyecto financiado por FOCEM. Docente en la Universidad Católica del Uruguay. Periodista en el diario El Observador desde 1994.

  • ruben

    porque no se le hiso caso a gabito cuando dio que era todo una farsa. los periodistas uruguayos que viajaban gratis con figueredo por que no hablan ahora