Viernes, 17 de marzo de 2017

MENU

Hacia el cambio del Sistema Educativo

La concepción de la educación como un derecho, proviene de los orígenes mismos de nuestro sistema educativo.

Pero el garantizar ese derecho conlleva a la necesidad de que existan iguales o equivalentes oportunidades de aprendizaje para todos, independientemente de su origen social.

Nuestro sistema educativo, ampliamente diagnosticado, muestra un agotamiento de su capacidad para dar respuesta a tres dimensiones que son pilares del aprendizaje:

La capacidad de retener alumnos, de producir aprendizajes significativos, y de superar las diferencias relacionadas con entornos vulnerables.

Los procesos de universalización de los diferentes niveles educativos, trae aparejedo una expansión” diferenciadora,”(I) porque a medida que se abarcan más alumnos, de diferentes sectores sociales la calidad se va segmentando sin dar la misma oportunidades a todos.

Para avanzar en una educación inclusiva, que de respuesta a todos. no basta con aumentar la cobertura, que también es importante, se debe dar la inclusión en el conocimiento.

La oportunidad de superar las inequidades, que se producen y reproducen en las trayectorias escolares de los alumnos no encuentra en el modelo pedagógico actual, las respuestas para atender los cambios de una sociedad con nuevos requerimientos.

Los avances tecnológicos y el desarrollo de Internet interpelan el modelo pedagógico.

Se debe avanzar en una modificación de la propuesta educativa, que facilite borrar los límites de la llamada” gramática escolar”(II) ,que brinde oportunidades diversas de aprendizaje , conocimientos y competencias necesarias para participar plenamente en la sociedad.

Competencias que están orientadas a la acción, a la creatividad, a la reflexión.

Sustituir la organización básica del tiempo, del espacio y de los agrupamientos de una forma homogénea, por una dinámica escolar basada en las necesidades de las propuestas de los aprendizajes.

De tal forma que el aprendizaje brinde experiencias significativas en la biografía del alumno y no un pasaje de baja intensidad.

Saber utilizar experiencias educativas y compartirlas, ya sean institucionales o no formales, porque acumulas saberes previos y permiten innovar.

La sociedad percibe la urgencia de cambios en el sistema.

Es así que surge una iniciativa ciudadano que busca generar “un sistema integrado orientado a la formación de las competencias del SigloXXI “ denominado EDUY21.

Iniciativa ciudadana que busca generar “un sistema integrado orientado a la formación de las competencias del Siglo 21.”

Hemos sido invitados, como representates del Partido Colorado a integrar la nómina de socios fundadores y a su vez integrar los equipos técnicos.

El 17 de marzo, EDUY 21 presentará” el Libro Blanco” hoja de ruta para un cambio educativo profundo y sustentable 2020-2030.

En el se establecerán las bases y herramientas conceptuales, institucionales, programáticas de recursos humanos y financieros de una propuesta de cambio educativo, transversal a los niveles de educación de primera infancia, primaria, media y de formación docente, incluyendo educación formal y no formal.

El 18 de marzo, los equipos técnicos, comenzarán a elaborar las propuestas de los diferentes ejes temáticos.

Estaremos aportando nuestra visión y propuestas para que en un entorno político y social, con múltiples sectores y actores de nuestra sociedad, podamos construir las bases para un cambio esperanzador para nuestra educación.

EDUY21, incentivará la difusión y apropiación de la propuesta por la multiplicidad de actores e instituciones comprometidas con el proceso de cambio educativo.

 


 

(I) Ganimian,A,J.(2014)”Avances y desafíos pendientes”, en Proyecto Educar 2050.
(II) Tyack.D y Cuban .L(1997) Tinkering toward.Utopia.Harvard University Press,Cambridge.

Teresita González

Autor: Teresita González

Maestra especializada en la “Educación de niños con problemas originados en el desarrollo del desenvolvimiento psíquico”. Licenciada en Educación en la Universidad Mayor de Chile y cursa Licenciatura en Ciencias Históricas –Opción Investigación- en la UDELAR. Cuenta con posgrado de Perfeccionamiento para Directores. Fue Directora General del Consejo de Educación Inicial y Primaria (2000-2005), Consejera Interina del Consejo de Educación Secundaria (1998), Gerente de Programas Especiales y Experimentales (1996 -2000) e Inspectora Nacional de Educación Especial (1990-1995), entre otras funciones.