Jueves, 5 de noviembre de 2015

MENU

¿Qué culpa tiene Uber?

Uber, la aplicación que sirve para localizar autos de particulares que están dispuestos a trasladar gente a X destinos, va rumbo a ser la próxima víctima del bullying del oficialismo local.

La lógica es la misma con la que se abordó el TISA: si viene de afuera y no es de mis amigos ideológicos, no podemos aceptarlo.

Lo vimos también con el aeropuerto. Decían que los inversores eran piratas, que iban a dejar la construcción por la mitad y que sería un desastre. Gracias a que se siguió adelante con el proyecto, la sociedad se ahorra millones de dólares que antes se perdían y encima el Uruguay tiene ahora una puerta de entrada galardonada y reconocida internacionalmente.

Pasó incluso con las pasteras. Decían que las plantas contaminarían y asolarían la tierra. A tal punto se opusieron que no firmaron el tratado de protección de inversiones con Finlandia, clave para que la inversión de Botnia (la más grande de la historia del Uruguay hasta ese momento) se llevara adelante y generara una nueva cadena industrial con miles de empleos entre montadores, choferes, ingenieros, obreros.

¿Qué culpa tiene Uber de haber visto en la tecnología una forma de simplificar el transporte de personas? Ninguna. Por el contrario, su ingreso generaría competencia, sacudiría la modorra y obligaría a las autoridades a llevar adelante mejoras en las condiciones en las que viaja la mayoría.

El camino no es prohibirla. El camino es que se haga todo lo que no se hizo para que la gente elija el transporte público, ver cómo trabajan las ciudades donde Uber está presente y tomar el mejor camino para todos.  Un ejemplo es Berlín, ciudad recientemente visitada por Daniel Martínez “para conocer ciudades inteligentes y aprender sobre transporte y movilidad”.

Esperemos que la decisión no demore décadas, como llevó sincronizar 5 semáforos de la rambla (que por cierto parece que ya no lo están más). Una ciudad de oportunidades, inteligente, y moderna  requiere soluciones a la altura. Montevideo lo necesita cuanto antes.

Diego Murara

Autor: Diego Murara

Estudiante de Relaciones Internacionales, Concejal del Municipio E de Montevideo

  • PP

    Efectivamente, parece ser que la coordinación de semáforos duró el tramo final de la campaña electoral municipal y algunos días más. 0 respeto por el tiempo de los ciudadanos.