Sábado, 5 de marzo de 2016

MENU

“Titulo de licenciado”

Desde hace varios días el tema de la arrogación de Título de Licenciado por parte del Vice Presidente Raúl Sendic sigue siendo motivo de debates, rumores y fundamentalmente perplejidad de la gente, que al sentirse defraudada, exige respuestas claras y por sobretodo honestidad de la segunda persona más importante del gobierno.

El tema es tan trascendente para los uruguayos, por tratarse de quien se trata, que inevitablemente desplaza otros temas aún más preocupantes que hacen al día a día de los compatriotas: la economía, la seguridad, la educación entre otros.

Respecto a la educación ésta se pone a prueba con el comienzo de clases y así salen a la luz los problemas de funcionamiento global de los centros educativos, generándose debates por la falta de profesores o las inadecuadas instalaciones. Por lo general se pone foco en lo estrictamente académico y edilicio e injustamente se posterga, por no ser noticia o centro de la preocupación de las autoridades, la crucial importancia de la Educación Física y el deporte en las escuelas y liceo públicos de todo el país.

La primera respuesta del oficialismo ante la interpelación de qué importancia le da el Estado al deporte es: Existe desde agosto de 2009 la obligatoriedad de la Educación Física por la Ley Nº18437!! . Se expresa esto como una fórmula mágica. Como si la sola promulgación de la ley hubiese solucionado las cosas.

Pues bien, hoy varios de cientos de las más de 2.225 escuelas públicas que involucran a mas de 300.000 escolares no tienen profesores de Educación Física por lo que miles de niños no reciben su derecho a la cultura física, cuidado de su cuerpo y adquisición de destrezas, como si los tienen los niños que acuden a centros privados de enseñanza.

No menos peor es el hecho que muchas de las escuelas urbanas no tienen doble frecuencia semanal de clase de educación física y que de las 1.125 escuelas rurales muy pocas cuentan con este derecho del alumnado.

Hace unos años la razón era la falta de interés de las autoridades de la enseñanza, por desconocimiento del rol fundamental que tiene la educación física y el deporte en los niños junto con su formación académica, en priorizar este aspecto del aprendizaje global.

Hoy pese a la Ley, que les impuso el Gobierno al mundo educativo, quedan algunos ortodoxos que lo impiden, pero el principal freno es la falta de Licenciados en Educación Física que deben egresar de Institutos de Formación como lo es el ISEF a nivel púbico o ACJ,  a nivel privado por nombrar uno fuera del sistema público educativo. Ahora eso si, en ambos todos los inscriptos deben cursar por lo menos cuatro años para obtener el título de Licenciado!!.

La situación es injusta para con el educando, pero también para el que desea ser profesor y no puede, ya que muchos de ellos quedan afuera de la posibilidad de cursar la Licenciatura ante la ausencia de suficientes cupos.

La razón de esto a nivel del ISEF es la falta de presupuesto que el Parlamento le otorgó a la Universidad de la  República y lo que ésta internamente le gotea, luego de otras prioridades, a este instituto que desde el 2006 convive en la órbita universitaria.

Tomando los datos del 2015, los menguados recursos que detenta se traducen en solo 600 cupos para Montevideo y las filiales de Maldonado y Paysandú.

Que significa esta escases de cupos para Licenciados?  Que teniendo en cuenta los inscriptos que superaron los 1758 el año pasado, se dejaron sin posibilidad de estudiar esta carrera a 913 estudiantes en Montevideo, a 176 en Maldonado y a 69 en Paysandú.

La demanda de profesores supera la oferta. Aun los recién recibidos gozan de muchas propuestas de trabajo dándose en el segmento una estabilidad casi absoluta. Según el Relevamiento Nacional de Egresados de 2014 el 97% de los egresados tiene por lo menos un empleo, sin analizar profundamente que ese 3% restante lo componen muchos profes próximo a jubilarse o ya jubilados..

La demanda es infinita a nivel privado pero también en el ámbito publico y esto se explica por la propuesta de incluir al deporte en la educación por un lado y la proliferación de propuestas deportivas en el ámbito educativo en general y en el área de la competencia. Por ello hace falta que egresen más Licenciados de Educación Física.

Como ciudadanos no podemos exigir a los centros o institutos privados que amplíen sus cupos, pero a las autoridades públicas si por el desinterés respecto del ISEF que se traduce en la escases de su presupuesto.

A principios de 2015 el ISEF tuvo una apertura presupuestal de $78.499.060.- distribuidos $58.488.528.- en sueldos docentes, $16732.580.- en sueldos no docentes, $485.407.- en gastos, $1.075.655.- en inversiones y $1.716.890.- en suministros. Con estos números no puede liberar la matrícula y por ello fueron incesantes los esfuerzos de los jerarcas del ISEF para incrementar notoriamente estos rubros.

Es que el objetivo trazado es claro: tener financiado la totalidad de los cargos docentes y no docentes y así liberar la matrícula a partir del 2017 pasando de 800 estudiantes actualmente a 7000 estudiantes en el 2020, momento en el cual deberán convertirse en Facultad si es que para la Universidad de la República esto fuere prioridad con vistas al quinquenio 2020-2024.

Si la Ley reconoce el goce y el ejercicio del derecho a la educación, como un bien público y social que tiene como fin el pleno desarrollo físico, psíquico, ético, intelectual y social de todas las personas sin discriminación alguna, entonces los responsables de que ocurran estos postulados deben velar de que cada uno de ellos sean realidad.

Autoridades a las cosas, se precisa dar a los alumnos hábitos saludables, mejor calidad de vida, previniendo la obesidad y los problemas cardiovasculares.

Para ello debe haber más profesores de Educación Física, más Títulos de Licenciado.

Pablo Ferrari Ciccone

Autor: Pablo Ferrari Ciccone

Abogado. Apasionado por el deporte, fue jugador, entrenador y delegado del Montevideo Cricket Club (fundado 1861); Cronista deportivo en “La República” y “La Mañana”; Manager del Seleccionado de Rugby “Los Teros” en las Eliminatorias, Sudamericanos, Panamericanos y los Mundiales de Rugby GALES 1999 y AUSTRALIA 2003; Presidente de la Unión de Rugby del Uruguay (U.R.U.); Director General de Deporte (2002-2005); Pte. Consejo Sudamericano del Deporte (CONSUDE); Vice-Presidente del Consejo Americano del Deporte (CADE); Co-Pte de la FUNDACION DEPORTE URUGUAY; Board Foundation Member of WADA (World Anti-Doping Agency); Sub-Director del Instituto del Derecho Deportivo; Representante gubernamental en Juegos Panamericanos Santo Domingo 2003 y JJOO Atenas 2004; observador Independiente de WADA en JJOO Beijing 2008; Promotor de la Sede Regional WADA en Montevideo para Latinoamérica y organizador del 1er. Simposio Educacional de WADA sobre Políticas de Antidoping; Miembro de la Asociación Uruguaya de Derecho Deportivo. Actualmente se desempeña como Consultor y Conferencista internacional sobre deporte, organización, legislación y políticas antidopaje; Delegado y asesor legal ante el C.O.U.; Miembro Tribunal Antidopaje de la ONAU y Secretario Honorario de la U.R.U.