Lunes, 8 de febrero de 2016

MENU

Una decisión difícil

La renuncia del Presidente de Ancap y la segura sustitución de sus compañeros de Directorio colocaron al gobierno del Dr. Tabaré Vázquez frente a una difícil decisión.

Deberá designar a quienes tomarán las riendas del Ente Autónomo en los próximos 4 años.

La complicada situación en que se encuentra una de las principales empresas del país torna aún más compleja la decisión que el gobierno debe tomar.

De acuerdo con lo que se ha informado Ancap posee un severo problema de endeudamiento. Según expresara el Ministro de Economía y Finanzas, Cr. Danilo Astori, la mayor parte de la enorme deuda que tiene el ente se encuentra en moneda extranjera, a tasas variables y su vencimiento es inferior a los doce meses.

A su vez existen diversos negocios que realiza Ancap que hoy dan pérdidas. Tal el caso de la producción de cemento portland y de la cal y hasta de las bebidas y perfumes.

También se encuentra bajo escrutinio la actividad de Alur que produce desde bio combustibles hasta alimento para animales.

Ancap hoy no tiene gerente general ni gerente financiero. Acumuló pérdidas de más de 700 millones de dólares en los últimos tres años.

El presidente y los directores que se designen tendrán que lidiar con estos graves problemas.

Se necesitará de personas que sepan manejar situaciones como esta en la que se encuentra Ancap. Tendrán que tener experiencia en la reestructuración de deudas y el estudio y hasta el desprendimiento de algunas actividades que son deficitarias.

Pero con el conocimiento técnico y la experiencia solamente no alcanzará.

Deberán contar con la capacidad y el respaldo político suficiente como para acometer tamaño desafío.

En ese sentido el presidente debe guardar el necesario equilibrio entre quienes se enfrentaron en los últimos meses por lo sucedido en Ancap: el sector del Ministro de Economía y el del Vice Presidente Raúl Sendic.

Si quienes asumen se identifican políticamente con alguno de eso dos sectores correrán el riesgo que el otro se le oponga o le ponga piedras en el camino.

A eso suma que quienes se propongan deberán contar con venia del Senado de la República. Ahí el ex Presidente Mújica posee mayoría y con seguridad querrá ser escuchado.

Un rompecabezas difícil que deberá armar el Presidente. Para ello deberá pensar en lo mejor para el país pero también en las personas capaces de encauzar el entuerto en que encuentra Ancap.

Admin Telescopio

Autor: Admin Telescopio