Lunes, 9 de abril de 2018

MENU

Una joven rusa murió tras ser “embalsamada viva” por error

Ekaterina Fedyaeva tenía 27 años y era de la ciudad de Ulyanovsk, en Rusia. Debían ponerle suero fisiológico durante una cirugía, pero le llenaron el cuerpo de formalina, una sustancia derivada del formaldehído que se usa para evitar que los cadáveres se descompongan.

La joven empezó a sufrir convulsiones y terribles dolores hasta caer en coma. Su corazón dejó de latir varias veces y fue trasladada en avión a un hospital especializado en Moscú, donde finalmente murió por una falla orgánica múltiple.

Fedyaeva recuperó brevemente la conciencia mientras recibía tratamiento en Moscú, pero los médicos no pudieron salvarla, según explicó el ministro de salud de la región de Ulyanovsk, Rashid Abdullov.

El ministro detalló que el error se notó después de dos minutos y que el personal inmediatamente realizó un procedimiento para lavar la sustancia.

Además, informó que los empleados que cometieron el error fueron despedidos después de una investigación interna que se realizó.

Admin Telescopio

Autor: Admin Telescopio